Image 1 (4)
My Swiss Company ®

Servicios de formación y de establecimiento de sociedades en Suiza, de holdings y de fundaciones

La gestoria My Swiss Company propone servicios de creación, de constitución y de establecimiento de sociedades en Lucerne, Zug, Ginebra, Lausanne, Neuchatel, Fribourg y Zurich y servicios de asesoramiento financiero y servicios de asesoramiento fiscal y judicial en Suiza.

My Swiss Company propone servicios de creación, de formación y de establecimiento de sociedades en Lucerne, Zug y en Ginebra, servicios de asesoramiento financiero y servicios de asesoramiento fiscal y judicial en Suiza.

Creación, formación de sociedades financieras y comerciales en Suiza, administración de sociedades anónimas SA, creación, formación y administración de Sarl, formación y administración de holdings y de asociaciones y de fundaciones en Suiza, creación y domiciliaciones de sociedades en Lucerne, Zug y en Ginebra.

Suiza es uno de los mejores países del mundo para crear allí una sociedad comercial. Las condiciones – marcos son extremadamente favorables. El régimen legal y fiscal presenta numerosas ventajas, la estabilidad política es reconocida, el impuesto sobre sociedades es bajo, se habla muy a menudo de las ciudades suizas como las más agradables del mundo, la calidad de vida es excelente, la productividad es elevada, las infraestructuras son modernas y eficientes, el derecho de trabajo es flexible y Suiza está estratégicamente ubicada en el centro de Europa.

Crear una empresa en Suiza puede parecer complejo, pero con la información correcta y, sobre todo, el asesoramiento adecuado, puede ser una tarea factible. La elección de la estructura jurídica es una de las decisiones más importantes que deben tomar los empresarios a la hora de crear una empresa. En Suiza, los cuatro tipos de empresa más comunes son la GmbH, la AG, la sociedad holding y la sucursal. Cada tipo de empresa tiene ventajas y desventajas únicas, y es importante entender las diferencias antes de tomar una decisión.

La SARL (sociedad de responsabilidad limitada) es una empresa muy popular entre los empresarios por su sencillez y flexibilidad. Ofrece protección de responsabilidad limitada para los propietarios, lo que significa que las deudas de la empresa no son personales para los propietarios. La SARL también es ventajosa en términos de capital, ya que el capital mínimo necesario para constituir una SARL es de 20.000 CHF. Además, constituir una sociedad de responsabilidad limitada es relativamente rápido y barato.

La SA (sociedad anónima) es otra opción habitual para los empresarios. Suele utilizarse para empresas a gran escala que requieren un capital importante. Las acciones pueden venderse públicamente, lo que facilita la recaudación de fondos. La SA también ofrece protección de responsabilidad limitada a los propietarios, pero su constitución es más compleja que la de una SARL. La SA está sujeta a requisitos más estrictos en cuanto al capital de constitución, siendo el mínimo de 100.000 CHF.

La sociedad holding es una estructura jurídica utilizada para poseer participaciones en otras empresas. Permite a una empresa tener participaciones en varias empresas sin tener que crear varias estructuras jurídicas distintas. Las ventajas de una sociedad holding están relacionadas con la gestión de activos y riesgos. Los propietarios de una sociedad holding tienen una responsabilidad limitada por las actividades de sus filiales, lo que significa que las deudas de la filial no son personales para los propietarios de la sociedad holding. Además, la sociedad holding puede beneficiarse de ventajas fiscales.

La sucursal es una opción adicional para los empresarios que desean crear una presencia en Suiza. Una sucursal es una filial de una empresa extranjera que tiene presencia física en Suiza. Se considera una extensión de la empresa extranjera y no una entidad jurídica independiente.

Una de las ventajas de una sucursal es que la empresa extranjera puede utilizar su propio nombre para operar en Suiza, lo que puede ser beneficioso para su reputación y reconocimiento de marca. Los costes de establecer una sucursal suelen ser inferiores a los de crear una empresa en Suiza, ya que no es necesario crear una entidad jurídica independiente.

Otra ventaja es que los beneficios de la sucursal pueden repatriarse a la empresa extranjera sin estar sujetos a doble imposición. Sin embargo, hay que tener en cuenta que la sucursal puede estar sujeta a las leyes fiscales suizas y a los impuestos sobre los beneficios.

La sucursal también puede ser beneficiosa para las empresas extranjeras que deseen entrar en el mercado suizo. Puede ayudar a establecer una presencia local y facilitar las transacciones comerciales con clientes suizos. Además, la sucursal puede facilitar a las empresas extranjeras el cumplimiento de los requisitos reglamentarios y legales en Suiza.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que la sucursal se considera una extensión de la empresa extranjera y ésta sigue siendo responsable de todas las obligaciones legales y financieras de la sucursal. La sucursal no tiene personalidad jurídica propia y puede no ofrecer la misma protección de responsabilidad limitada que otras estructuras jurídicas.

En conclusión, la sucursal es una opción viable para las empresas extranjeras que desean establecerse en Suiza. Puede ofrecer ventajas como menores costes de establecimiento y presencia local, pero también puede plantear retos como la responsabilidad jurídica y fiscal de la empresa extranjera. Los empresarios deben considerar detenidamente las ventajas y desventajas de la sucursal en comparación con otras estructuras jurídicas antes de tomar una decisión.

En resumen, la SRL, la AG, la sociedad de cartera y la sucursal son las estructuras jurídicas más comunes para los empresarios internacionales en Suiza. Cada una ofrece ventajas únicas en términos de responsabilidad, impuestos y gestión de activos. Es importante comprender las diferencias entre estos tipos de sociedades antes de tomar una decisión. Si está pensando en abrir un negocio en Suiza, es aconsejable consultar a My Swiss Company para obtener asesoramiento profesional sobre la elección de la estructura jurídica más adecuada para su empresa.

La formación de una sociedad en Suiza es un procedimiento formal puesto que requiere una escritura pública celebrada ante notario. El capital de constitución debe ser depositado en cuenta bancaria, que debe abrirse antes de la constitución de la sociedad. Desde ese momento, es primordial que estas etapas se lleven a cabo por parte de expertos, así como para asesorarle acerca de la elección de la mejor estructura jurídica.

Nosotros asesoramos tanto para las constituciones y creaciones de estructuras sencillas como para estructuras complejas tales como la Sociedad Anónima (SA), la sociedad de responsabilidad limitada (Sàrl), las filiales suizas de sociedades internacionales, los holdings, las sucursales, las sucursales suizas de sociedades internacionales, las fundaciones de interés público, las asociaciones, las sociedades financieras, y las fundaciones de familia.

Servicios de creación y de constitución de sociedades en Suiza, de holdings y de fundaciones

Servicios de formación y de constitución de sociedades en Suiza, de holdings y de fundaciones

Realizamos por usted todos los trámites administrativos para la formación y la administración de su sociedad financiera o comercial, una sociedad holding o de fundaciones privadas y de utilidad pública en Suiza en Lucerne, Zug o en Ginebra y su inscripción en el Registro de comercio. Para ello, preparamos los estatutos y los documentos de la constitución, y le representamos ante los bancos, los notarios y las autoridades suizas.

Asesoramos y administramos regularmente sociedades financieras, sociedades comerciales, holdings, o fundaciones privadas o de uso público en Suiza.

 

Administrador, director o gerente local

Suiza impone a las empresas y a las fundaciones que estén representadas por, al menos, una persona residente en Suiza. Un administrador, un gerente o un director debe, por lo tanto, cumplir esta exigencia.

Nosotros podemos proponer un administrador, un director o un gerente local para satisfacer esta condición, y representar a su empresa ante las autoridades en Suiza y a nivel internacional. Su administrador, director o gerente tiene experiencia y es de confianza, y seguirá estrictamente sus instrucciones para proteger de la mejor manera posible los intereses de su sociedad comercial, sociedad holding o de su fundación.

Servicios de administración de sociedades comerciales, holdings y de fundaciones

My Swiss Company administra todas las tareas corrientes, en particular :

  • Gestión de la contabilidad y de las declaraciones fiscales
  • Auditoría y revisión de las cuentas
  • Declaraciones de IVA en Suiza y en Europa
  • Gestión de nóminas
  • Secretariado y tramitación de la correspondencia
  • Gestión de los seguros obligatorios
  • Administración general
  • Permisos de trabajo y de residencia en Suiza

Nosotros podemos llevar a cabo tareas adicionales según el caso, tales como la obtención del permiso de trabajo suizo o de residencia, para usted o sus colaboradores.

Ofrecemos, de la misma manera, una asistencia administrativa para los trámites aduaneros y de transporte para los servicios de importación – exportación de mercancías, y para la tramitación de los documentos administrativos relacionados.

 

Servicios de domiciliación en Lucerne, Zug y en Ginebra

Una vez su sociedad esté domiciliada con una dirección en una de nuestras oficinas en Lucerne, Zug y en Ginebra, le transferiremos su correo, por vía postal, por correo electrónico o incluso por medio de nuestra interfaz en la Nube, a su elección.

Contacto

Póngase en contacto con nosotros para iniciar ahora su consulta inicial. Estaremos encantados de conocerle y definir los próximos pasos de su proyecto.

T +41(0) 41 566 76 46 – Lucerna

T +41(0) 22 566 82 44 – Ginebra

Contact Form ES